El lado oscuro de los Sanfermines: el machismo


Hoy todo el mundo habla de los Sanfermines, pero muy pocos lo hacen del machismo que año tras año se ve en las fiestas más famosas de Pamplona. Las agresiones sexistas se multiplican en temporada de fiestas, ya que muchos hombres aprovechan las aglomeraciones de gente y la pasividad social para agredir a mujeres. Y con agredir me refiero a tocamientos y acoso sexual escudados en “no es mi culpa que ella vaya borracha”, “ella no dijo que no” y “en fiestas todo vale”.

No, en fiestas no todo vale. No me parece una excusa para agredir a una mujer. Porque, por mucho que le cueste a muchos entenderlo, una agresión no solo implica violencia física. Creerse con el derecho de manosear el cuerpo de las mujeres, de intimidarlas, de tratarlas como objetos, también es agredir. Agresiones que, por cierto, año tras año quedan impunes.

machismo-mujeres-sanfermines-pamplona

Este año, el alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, ha incluido una cláusula en el bando municipal de las Fiestas de San Fermín en el que insta a la sociedad a “adoptar una actitud activa” al presenciar este tipo de agresiones. Eso está muy bien, pero sería mucho más efectivo hablar de multas y condenas por parte del Ayuntamiento a los agresores. La sociedad no va a abrir los ojos por mucho que lo diga el alcalde, ni va a adoptar una actitud activa. El machismo está tan incrustado en la estructura social que todavía cuesta identificar como machistas las agresiones que se producen en los Sanfermines. Lo más común es restar importancia, pensar que es normal que una mujer sufra tocamientos porque “son fiestas, hay mucha gente y hay mucho alcohol”.

Da igual si la víctima o el agresor están ebrios: la agresión no está justificada. Tampoco hay que respaldarse en la gran cantidad de gente que acude a estos festejos. Por supuesto, tampoco en las tradiciones. Si restamos importancia a estos sucesos, las propias víctimas lo harán también y será más difícil acabar con ellos. Tampoco es de recibo utilizar estas imágenes en las que un grupo de hombres manosea a una mujer para representar gráficamente los festejos ni como reclamo turístico. No sexualicemos a las mujeres una vez más, por favor.

machismo-sanfermines

“Mujeres y cornadas”, así informa Terra sobre los Sanfermines

Quería acabar el artículo haciendo una mención especial a las reporteras que cubren este tipo de eventos. Ellas, que están allí para hacer su trabajo como lo haría un periodista masculino, se ven obligadas a soportar piropos indeseados y tocamientos en pleno directo. Lo más grave es que algunos de estos vídeos son tomados a risa por los compañeros varones de las reporteras y por la sociedad en general. Agredir a una mujer no es gracioso.

Tenemos que abrir los ojos y tenemos que hacerlo ya. ¿Cómo pretendemos eliminar el machismo de la política o las cúpulas directivas de las empresas si lo permitimos en las fiestas populares, en el día a día? Llamemos a las cosas por su nombre y no disfracemos el  machismo de diversión.

Anuncios

Acerca de Lidia Baños

He estudiado Periodismo en la Universidad Carlos III de Madrid y me gusta informarme e informar. Uno de mis retos es que todo el mundo tenga la posibilidad de conocer y comprender lo que es el feminismo y pueda llevarlo a la práctica para constituir un mundo mejor.
Esta entrada fue publicada en Debate, Eventos, Feminismo, Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a El lado oscuro de los Sanfermines: el machismo

  1. ¿Se puede pretender que en un contexto en el que se maltrate a un animal hasta morir se pueda considerar las agresiones sexuales como violencia? Es tristísimo que hasta haya gente que las legitime diciendo que ellas lo van pidiendo. La posición del Ayuntamiento es puro postureo para contentar a los que se han manifestado contra las agresiones sexuales en sanfermines desde el año pasado. Es muy bonito apelar a una actitud activa cuando el propio ayubtamiento no persigue las agresiones con multas e incluso una noche en el calabozo como debería ser

    • Lidia Baños dijo:

      Tienes toda la razón. Decía Gandhi que se puede juzgar a una sociedad dependiendo de cómo trata a los animales. Así que…¿qué se puede esperar de unas fiestas que se basan en el sufrimiento animal como diversión?

  2. ardeartista dijo:

    La sexualizacion de la mujer como reclamo festivo y turístico es algo que se repite año tras año en esta “festividad” a mi personalmente me parece aberrante que tengamos que seguir soportando este tipo de comportamientos machistas. Pero, ¿qué podemos esperar de unas fiestas en las que el mayor reclamo es correr delante de unos bovinos los cuales sufren enormemente (ya que su cuerpo no está preparado para este tipo de ejercicio) para después darles muerte en una plaza durante varios días de “fiesta” teñidos de rojo sangre? Yo solo espero y deseo que esa parte de la sociedad que permanece dormida despierte y se rebele ante esta clase de injusticias y vejaciones. Gracias por tu post me ha gustado mucho 😉

    • Lidia Baños dijo:

      Toda la razón, Ana. Es triste ver cómo día a día se degrada tanto a las mujeres como a los animales. Nos queda mucho que avanzar como sociedad, por desgracia. Gracias por tu comentario y un abrazo muy grande.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s